CUIDAR TU CUERPO ES AMOR PROPIO

En los últimos años, la Organización Mundial de la Salud realizó un informe en el cual las estadísticas muestran una cifra alarmante de jóvenes con enfermedades de adultos mayores y un aumento de muertes en adolescentes mayores de 14 años. Se ha investigado el estándar actual de la juventud y los informes muestran un deterioro en la calidad de vida que llevan. Poniendo como condición su salud, estas patologías pueden ser: diabetes tipo 2, estrés, enfermedades del corazón, salud mental, malnutrición y obesidad, actividad física, entre otras.

A continuación, te hablaremos de la salud física. Podemos definirla como el bienestar del cuerpo y el optimo funcionamiento del organismo de los individuos, es decir, es una condición general de las personas que se encuentran en un buen estado físico, mental, emocional.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define salud como aquel estado de bienestar que va más allá de no padecer enfermedades y que incluye también el bienestar físico, mental y social. Como vemos el concepto de salud es amplio e integral.

Cuando una persona goza de un buen estado de salud física su cuerpo goza de solidez y carece de enfermedades, por lo tanto, su salud mental y emocional también se encuentran en buen estado.

La salud física puede verse afectada de varias maneras, según el estilo de vida que cada persona lleve, según el entorno donde vive o trabaja, según la genética que posee, incluso depende de la asesoría medica que reciba, es decir, depende de con qué frecuencia vas al médico y realizas tus controles.

Entonces ¿Cómo podemos llevar una vida sana?

Mantener un estado de salud física estable forma parte de las responsabilidades que cada persona tiene consigo misma y puede alcanzar de manera relativamente fácil a través de la constancia.

Lo más importante es llevar una alimentación sana y balanceada, mantener la higiene corporal que debe ser una actividad diaria, dormir la cantidad de horas recomendadas por los médicos, disponer de tiempo para realizar ejercicios tres veces por semana como mínimo y cinco veces máximo por semana.

A partir de entender la importancia de salud integral en la población, nos planteamos el tema de si los estudiantes del Requena realmente cuidan su salud integral. Para indagar en esto realizamos una serie de encuestas de las cuales pusimos determinados temas con el objetivo de ver la calidad de vida que llevan. Podemos adelantar que los datos no nos traen buenas noticias, ya que la mayoría de los jóvenes del colegio no lleva una vida saludable o sana en su totalidad.  Las encuestas se encuentran en un rango de edad entre los 16 a 18 años.

Tomando el tema de actividad física un 21.2% no realiza actividad física mientras que el resto realiza algún deporte.

¿No hacer actividad física afecta a mi salud? claro que si, no realizar actividad física hace que nuestro cuerpo tenga una vida sedentaria, esto puede afectar nuestros huesos, músculos, también al no hacer ejercicio en forma regular, aumenta el riesgo de: Obesidad. Enfermedades del corazón, incluyendo enfermedad coronaria e infarto. Presión arterial alta.

Hablamos con un especialista el cual es el dueño del gimnasio, Walter Rodríguez estudió personal trainer (entrenador personal) en la Universidad Nacional de Córdoba y hace varios años ya ejerce. Le preguntamos cómo ve él a los jóvenes en relación a la actividad física. Nos comentó lo siguiente: “No los veo que hagan mucha actividad física, culpa de la tecnología recién empiezan a preocuparse por su cuerpo a los 20 años en adelante, a veces antes por fuerza ya que los padres que los traen al gimnasio porque llevan una vida sedentaria”.

La alimentación de los adolescentes

Obviamente la salud física no solo consiste en la actividad física, también es lo que comemos. Comer sano no es simplemente comer lechuga y tomate, consiste en armar un plato saludable, por que tener una mala alimentación puede llevarnos a la obesidad, hipertensión, diabetes, colesterol, entre otros padecimientos.

¿Cómo se ve un plato saludable?

Un plato saludable está compuesto por un 50% de verduras o frutas, Un 25% de proteína que puede ser carne, pollo, huevo, etc. Y un 25% de carbohidratos, que puede ser arroz, papa, harinas. Otra opción, dentro de todo saludable, sería un carbohidrato natural, por ejemplo, la papa o arroz integral y proteínas, un bife de carne/pollo o una milanesa.

 El cuerpo está constantemente consumiendo energía, los adolescentes consumen aún más energía porque están en crecimiento y desarrollo.  La energía que consume nuestro cuerpo se repone con los nutrientes de los alimentos y bebidas, por eso es tan importante no saltearse comidas.

En nuestra encuesta pusimos la Imagen de un plato saludable y un 64,4% respondió que su plato diario no se ve así.

Si llevas una buena alimentación acompañada de hacer actividad física y dormir las horas recomendadas por los médicos, acorde a nuestra edad, podemos decir que llevamos una vida saludable. Esto nos va a permitir sentirnos bien con nuestro cuerpo y poder hacer nuestras actividades rindiendo mejor.

(IMAGEN) 6

¿Qué pasa con las horas de sueño?

Siguiendo con nuestras encuestas, la mayoría de los jóvenes duerme menos horas de lo recomendado. Un 47,5% duerme de 4 a 6 horas, 6,8% duerme de 2 a 4 horas, mientras que un mínimo duerme de 10 a 12 horas pasándose del horario recomendado.

 

Dormir mal puede tener efectos negativos en la salud. La falta de sueño, sea aguda o crónica, está asociada con el empeoramiento de la función cognitiva inmediata y a largo plazo. La falta de sueño puede afectar negativamente tu concentración, capacidad para centrarte y juicio.

Tu tiempo de reacción se ralentizará, y podrás tener mayor predisposición a accidentarte. Un sueño insuficiente también puede provocar cambios de humor, irritabilidad y empeorar la ansiedad y la depresión. La falta de sueño se ha relacionado asimismo con el aumento de peso, un mayor riesgo de diabetes y una presión sanguínea elevada. También puede verse impactado tu sistema inmunológico, y podrías tener mayor riesgo de sufrir infecciones por virus, como el resfriado común.

Así que duerme bien y las horas necesarias para que tu estado de salud y mental se encuentren en equilibrio. Teniendo en cuenta nuestro rango de edad, 16 a 18 años, lo recomendado es dormir como mínimo 7 horas y como máximo 9, para poder tener un mejor rendimiento en el estudio y en nuestro día a día.

Muchas veces nos sentimos cansados o con poca energía, y esto muchas veces tiene que ver con dormir mal, comer mal o no hacer ninguna actividad física. Podemos decir que son como señales que nos da el cuerpo de que estamos haciendo las cosas mal. En nuestras encuestas se vio lo siguiente.

 

En lo físico se ve que la mayoría de los jóvenes tienen estas señales, dolor de cabeza, dolor en el cuerpo, falta de fuerza, ojeras. Solo un 29,7% no las tiene. En cuanto a lo mental el siguiente gráfico habla por sí solo.

 

Hablamos con una psicóloga, Laura Tabares, estudió Piscología en la Universidad Nacional de Córdoba. Es una experta en la mente humana, y nos afirmó que características como la depresión, ansiedad, estrés, tristeza, entre otras, muchas veces están relacionadas a una vida sedentaria o desequilibrada. Para lograr contrarrestar estos efectos es necesario empezar una vida sana, poder lograr un equilibrio en lo físico y en lo emocional o mental, es balance es lo más saludable que nuestro cuerpo puede tener.

Uno de los temas que surgió y que está teniendo polémica en los últimos días, es la cuestión sobre cómo se ve un cuerpo saludable. Tenemos que tener en cuenta que somos todos diferentes, todos los cuerpos son diferentes y todos los cuerpos son válidos, esto no quita que obviamente tenemos que cuidarlo porque es el único cuerpo que vamos a tener.  Así como tenemos que cuidar nuestra salud mental, tenemos que entender que nuestro cuerpo es saludable por la vida que llevamos y no por cómo se ve físicamente.

Mi cuerpo, nadie pidió tu opinión

Rompiendo con cualquier estereotipo que se puede encontrar, entendemos que el cuerpo más saludable es del que se acepta y se cuida sin dar lugar a las opiniones de los demás. Obviamente está mal opinar de cuerpos ajenos porque no sabemos por la situación que pueda estar pasando entonces ya que sabemos cómo llevar un ritmo de vida saludable simplemente nos preocupemos por hacerlo y no por cómo se ve nuestro cuerpo tenemos que entender que somos únicos y que tenemos que amarnos a nosotros mismos.

PERIODISTAS DE 5 A TM: Brisa Quinteros; Sofía Rodríguez; Tobías Torres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *